BlackJack

El juego del Black Jack

Tiene como objetivo llegar a la puntuación de 21 mediante la suma de los valores de las cartas, o acercase a esa puntuación sin pasarse de ese número.

Se juega con 6 barajas de las denominadas francesas de 52 cartas cada una, tres de un color y tres de otro.  El valor de las figuras es de 10 puntos; los ases pueden valer tanto 1 como 11 puntos, dependiendo de lo que convenga según el juego, y el resto de cartas tiene el valor que indica su número.

En el Black Jack, los jugadores juegan contra la banca.

 

Desarrollo del juego

Se empieza la mano con la realización de las apuestas, que cada jugador puede hacer en su casilla.  El máximo número de jugadores que podrán apostar por casilla será de dos.

A continuación, el croupier distribuirá un naipe a cada jugador, comenzando por su izquierda y dándose él mismo otro naipe.  Después distribuirá un segundo naipe a cada jugador, siempre en el mismo orden.

Seguidamente, los jugadores podrán elegir si deciden plantarse o continuar pidiendo cartas hasta conseguir 21 puntos.  Si el jugador supera este número de puntos, pierde y el croupier retira su apuesta.  Una vez todos los jugadores han realizado su jugada, el croupier pide carta hasta alcanzar los 17 puntos o más.  Si tiene 16 puntos o menos, deberá continuar tirando cartas.

Cuando el croupier ha llegado a los 17 puntos o los ha superado, se comparan las apuestas de los jugadores con las del croupier.  Las que están por debajo son retiradas por éste, mientras que las que están por arriba se pagan 1 a 1.  Si hay algún Black Jack, que es la combinación formada por una figura o un 10 y un As, se paga 3 a 2.  Los empates, ni se cobran ni se pagan.

Si el croupier tiene Black Jack, retira todas las apuestas a excepción de las que también tienen Black Jack.

 

Tipos de apuestas

Cuando el croupier reparte las cartas, pueden darse las siguientes opciones:

Doblar: Cuando el jugador suma 9, 10 u 11 puntos con las dos primeras cartas, tiene derecho a doblar la apuesta y sólo puede recibir una carta más.  Si dobla con un 8 y un As, dobla con 9.  En el caso de recibir un 2, se considera que tiene 11 puntos y no 21.

Parejas: Si el jugador recibe dos cartas del mismo valor, puede jugar con cada una de ellas de manera independiente, como si se tratara de dos manos a la vez.  Para ello deberá hacer una apuesta extra igual que la inicial para el segundo juego.   Se pueden abrir tantas manos como naipes iguales se reciban, siendo un máximo de cinco las veces que podría hacerlo sobre la casilla inicial.  Si las cartas que se abren son dos Ases, sólo se recibe una carta para cada juego.  Cuando hay juegos abiertos no se puede hacer Black Jack, se considera 21.

Seguro: Si la primera carta que se reparte el croupier es un As, los jugadores pueden asegurarse contra un posible Black Jack de la banca.  El croupier propondrá este seguro antes de dar la tercera carta al primer jugador que la pida; a partir de este momento, nadie podrá asegurarse.

El seguro puede ser como máximo la mitad de la apuesta inicial y como mínimo, la mitad del mínimo de la mesa.  Si el croupier hace Black Jack, se paga el segura 2 a 1; si no es así, el croupier retira el seguro y continua repartiéndose cartas.

X